Monográfico Curso 2015-2015 - Page 47

El siguiente grupo de actividades, tenía un carácter más científico. Nuestros alumnos explicaron que hay más “luz” de la que captamos con los ojos y que esta es capaz de suministrarnos información la cual permite la comprensión de muchos fenómenos naturales. En el salón de actos, totalmente oscurecido, y utilizando un visor térmico los visitantes pudieron visualizar la radiación infrarroja que emiten tanto sus cuerpos, como diferentes sistemas de iluminación. Utilizando una lámpara de “luz negra”, es decir de luz ultravioleta, los visitantes pudieron ver la estrecha franja de esa radiación que los ojos humanos son capaces de captar, así como observar la absorción por la piel de dicha radiación y como esta, con el empleo de una crema de protección solar, es reflejada, evitando así los efectos nocivos de la misma. estos se pudo constatar que en uno de los frascos, que contenía dentro un frasco más pequeño con agua caliente, la temperatura se mantenía más alta al estar lleno de Dióxido de Carbono, a diferencia del otro frasco en el que, entre el frasco de agua caliente estaba rodeado de aire. Por último, los alumnos presentaron un modelo de agujero negro, en el que se podía observar como una masa deforma el espacio y la manera en la que la luz, al seguir la malla espacial dejaba de propagarse en línea recta para desaparecer en la curvatura del espacio. Es de resaltar la motivación e ilusión de los alumnos al exponer sus trabajos y observar el interés de los visitantes por los mismos y la manera en la que con medios sencillos pueden abordarse y explicarse conceptos abstractos. Se demostró que el Dióxido de Carbono es un “abrigo” atmosférico a través de un modelo sencillo realizado con frascos de cristal. En 47