DeSpejo Medellin 6 - Page 109

enfermedades, las cuales bajo un mal cuidado, pueden resultar mortales. Al ser positivos, algunas personas los rechazan, porque creen que es diferente a tener un gato sano o que ellos mismos podrían contraer estas enfermedades. Estas solo se dan en felinos y es imposible que se le contagien a un humano o incluso a otro animal por fuera de este grupo. Muchos de los gatos que sufren de abandono, padecen de alguna de estas. Algo que la entre no comprende es que tener un gato que padezca de alguna de estas enfermedades, es exactamente igual a tener un gato sano. Simplemente son más propensos a contraer otro tipo de enfermedades, pero su comportamiento y actividades son iguales a la de un gato que no padece de ninguna enfermedad y la duración de vida de estos, puede ser igual o incluso más larga que la de los felinos sanos.

Como conclusión se podría decir que los felinos que padecen este tipo de enfermedades, son iguales a los felinos que no padecen de ninguna, no hay diferencia en tener uno o el otro. Es un deber de las personas adoptar estos animales, ya que se lo merecen. La satisfacción posterior no va a ser solo para la mascota, sino también para la persona que hizo un cambio positivo en una vida y garantizó una segunda oportunidad para alguien. Esto también es una forma de manifestar el desacuerdo con el maltrato animal y posiblemente, una forma de disminuir la presencia de este.